Hernia cervical: tratamiento para encontrar la mejor solución

La hernia cervical es una afección muy común que se caracteriza por un dolor en el cuello que puede llegar hasta los brazos y las manos. En algunos casos puede venir acompañada de pérdida de sensibilidad en la zona. Dependiendo de su gravedad puede ocasionar una disminución de la fuerza de las extremidades y complicaciones más serias. En este artículo te mostramos los mejores tratamientos.

hernia cervical tratamiento

Hernia cervical: tratamiento conservador

  • Reposo. En muchos casos se recomienda guardar reposo las primeras 24-48 horas, lo que ayudará a que el paciente no tenga que realizar sobreesfuerzos hasta que otros tratamientos comiencen a hacer efecto y los síntomas vayan desapareciendo.
  • Calor y frío. En las primeras 48 horas después de que aparezcan los síntomas es útil comenzar a aplicar frío en la zona para rebajar la inflamación y el dolor. Después es adecuado el calor que mejora la circulación sanguínea de la parte afectada.
  • Medicamentos. Siempre bajo prescripción médica los fármacos son una opción muy adecuada para tratar la hernia cervical:
    • Analgésicos. Alivian el dolor.
    • Antiinflamatorios. Son útiles tanto para reducir la inflamación como el dolor.
    • Relajantes musculares. Ayudarán a combatir los espasmos.
  • Andulación. Es un tratamiento para la hernia cervical que no resulta ni doloroso ni invasivo, pero que funciona de manera excepcional a la hora de combatir el dolor que esta provoca. Se trata de aplicar al paciente calor infrarrojo y vibraciones mecánicas que actúan como micromasajes en profundidad.





New Call-to-action




Hernia cervical: tratamiento de fisioterapia

Hemos querido hacer un apartado específico para hablar de la fisioterapia como tratamiento para la hernia cervical debido a sus diferentes aplicaciones.

En algunos casos el fisioterapeuta recomendará el uso de un collar cervical para controlar el movimiento diurno y para sostener el cuello durante la noche.

Además tiene un papel importantes la hora de enseñar al paciente cuál debe ser la mejor postura en todo momento, para dormir, sentarse o levantar peso.

Además del tratamiento que se le administre en consulta, otra de las ayudas que puede proporcionar el fisioterapeuta es una tabla de ejercicios para que el paciente realice en su hogar. Son muy útiles en estos casos todos aquellos que supongan el estiramiento del cuello.

Hernia cervical: tratamiento quirúrgico

La intervención quirúrgica es una opción como tratamiento para la hernia discal cuando no han funcionado las otras opciones. Asimismo si el médico sospecha que la medula espinal puede estar comprimida, algo que podría ocasionar que el paciente no pueda desarrollar apenas actividad debido a los síntomas que presenta.

Si es necesario aliviar la presión sobre un nervio la cirugía suele consistir en extraer parcialmente el disco. Se lleva a cabo en la parte frontal del cuello y se conoce como disquectomía cervical anterior.

En algunos casos puede ser necesario realizar una laminotomía posterior, en este caso se trata de quitar la porción del hueso que cubre el nervio.

Lo más adecuado, y también la opción más habitual en estos días, es utilizar técnicas que sean mínimamente invasivas. Lo cual quiere decir que en lugar de practicar grandes incisiones se hacen de pequeño tamaño y se emplea instrumental apropiado para este tipo de tratamientos.

La hernia cervical puede no solo causar un gran dolor a quien la padece, sino además impedirle llevar una vida normal, afortunadamente como hemos visto con la ayuda de los diferentes tratamientos que existen puede superarse.

 

Post relacionados: