#EnfermedadesPijas, la campaña que revolucionó Internet.

#EnfermedadesPijas, la campaña que revolucionó Internet, pero también otros medios de comunicación tradicionales como la radio, la televisión, la prensa diaria o la prensa especializada. Pero, ¿quién estaba detrás de esta frase tan peculiar? Y, lo más importante: ¿qué significaba? Vamos a intentar averiguarlo hoy en el blog de las personas que viven con dolor.

#EnfermedadesPijas
El Club Premium del Medicamento.

Lo primero que averiguamos es que el nombre de esta campaña – #EnfermedadesPijas- no es el oficial, sino el apelativo con el que los usuarios de las redes sociales bautizaron a la campaña “No es Sano” promovida por el Club Premium del Medicamento, una Organización  ficticia que aglutina a diferentes asociaciones y entidades públicas y privadas como, por ejemplo, la Organización de Consumidores y Usuarios – OCU –, la OMC – Organización Mundial del Comercio -, la SESPAS – Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria- o la conocida ONG Médicos por el Mundo.

La campaña “No es sano” optó por un revolucionario método de darse a conocer publicando un vídeo en el que Arantxa de Benito – conocida presentadora de televisión y portada de las revistas del corazón por su matrimonio fallido con el famoso futbolista “Guti”- promocionaba un supuesto club exclusivo donde solo sus miembros podrían adquirir ciertos medicamentos prohibitivos por precio para la inmensa mayoría de la población.

Como puedes suponer, el vídeo y la campaña complementaria que se realizó a través de las redes sociales con fotos, mensajes y llamamientos, indignó a propios y extraños. ¿Cómo se atrevían unos pocos privilegiados a crear un club para comprar unos medicamentos a los que todo el mundo tendría que poder acceder? Una vez difundido y menospreciado el mensaje a través de las palabras “Enfermedades Pijas” los promotores de la iniciativa aclararon públicamente el enredo: el supuesto club no existía, su difusión y la de su campaña era una innovadora estrategia publicitaria para dar a conocer al gran público un problema grave de salud pública: la profunda desigualdad para acceder a fármacos y medicamentos en función de la procedencia geográfica y social de las personas.





New Call-to-action





Medicamentos exclusivos para gente adinerada.

 En el falso vídeo promocional del Club Premium, Arantxa Benito hacía hincapié en que los miembros de tan selecto club podrían acceder especialmente a una serie de medicamentos que, aunque son vitales para la salud, no están a disposición de todo el mundo: los fármacos para enfermedades tan graves como el sida, la hepatitis C, varios tipos de cáncer y muchas enfermedades raras (esas dolencias que afectan a menos de cinco personas por cada 10.000).

Según la campaña, más de 2.000 millones de personas en el mundo carecen de fondos para comprar los medicamentos que les garanticen una vida digna. Otro dato que, quizá, nos toca más de cerca: el año pasado cerca de dos millones y medio de españoles tuvieron que dejar la medicación que les había prescrito su médico por carecer de dinero para pagarla.

#EnfermedadesPijas, una parodia, una falsa campaña que mediante la polémica trasmitía una idea que la inmensa parte de nosotros desconocíamos: la tremenda desigualdad en el acceso a tratamientos médicos de calidad y, también, al acceso a fármacos y medicamentos que ayuden al ser humano a disfrutar de uno de sus derechos básicos, el derecho a disfrutar de una vida digna y sin dolor

 

Post relacionados: